Las tasas de residuos municipales en España están muy extendidas, aunque su aplicación varía considerablemente entre los distintos municipios. Por lo general, las tasas de residuos se implementan como una tarifa plana, pero algunas de ellas dependen de los indicadores como el consumo de agua en los hogares, la superficie de la propiedad o el valor de los bienes inmuebles.

Sólo un modelo de pago por generación residencial se ha aplicado hasta el momento. Era un plan de pago por bolsa implementado en Torrelles de Llobregat, Barcelona. Otros sistemas que se centran sólo en los residuos comerciales se han aplicado en España.

Varios factores sugieren que el modelo de pago por generación se adoptara en un futuro próximo. En el año 2000 no había municipios que tuvieran el sistema de recogida puerta a puerta, pero desde entonces más de 70 municipios los han implementado. Además de esto, algunas regiones fomentan la recogida selectiva de residuos comerciales, a través de modelos domiciliarios. En todos estos modelos, las tasas variables podrían adoptarse fácilmente. Además, con respecto a las tasas de residuos, el Plan Nacional de Residuos (2000-2006) abogó por la implementación de «experiencias piloto para la aplicación cuantitativa del principio quien contamina paga». La tendencia hacia estos sistemas de tasas variables en Europa también va a favorecer su introducción en España.

autoría

Ignasi Puig

fecha

2008

publicación

International Journal of Integrated Waste Management

referencia bibliográfica

Puig Ventosa, I. (2008) Charging systems and PAYT experiences for waste management in Spain. International Journal of Integrated Waste Management, Science and Technology, 28: 2767–2771.